Nueva Zelanda espera por rival de Sudamérica para el repechaje

104

La selección neozelandesa empató en Honiara (2-2) contra el conjunto de las Islas Salomón que dirige el español Felipe Vega Arango y se jugará un puesto en el Mundial de Rusia 2018 contra el quinto clasificado de Suramérica.

Los ‘all whites’ acabaron con la aventura mundialista del español Vega Arango, hijo del histórico dirigente del Sporting Manuel Vega Arango, en una eliminatoria que prácticamente dejaron sentenciada en la ida, el pasado viernes, al imponerse por 6-1 en Albany.

Este cotejo se jugó en el Lawson Tama Stadium. Nueva Zelanda, pese a no alinear a muchos de sus titulares, acabó con cualquier atisbo de duda en los primeros 21 minutos, cuando se adelantó 0-2, con goles de Myer Bevan y del defensa Nelso Sale, en propia puerta.

Sin embargo, el orgulloso conjunto salomonense, el ‘Brasil del pacífico’ como se le denomina por su indumentaria, evitó la derrota gracias a un gol de penalti anotado por Micah Lea’Alafa, a la media hora de juego, y un tanto de Henry Fa’Arodo (minuto 78).

Nueva Zelanda, como campeón de Oceanía, disputará una plaza mundialista en el repechaje de noviembre frente al quinto clasificado de la Conmebol. Es la tercera ocasión consecutiva en la que los ‘all whites’ disputan esta repesca; se clasificó para el Mundial de Sudáfrica 2010 tras derrotar a Baréin y fue eliminado por México, cuatro años después.

Se adjudicaron la eliminatoria de Oceanía tras jugar nueve partidos con siete triunfos, dos empates (Nueva Caledonia en segunda fase y ante Islas Salomón), con 23 tantos a favor y cuatro en contra.

Los neozelandeses, dirigidos por el inglés Anthony Hudson, esperarán las tres fechas que restan de las Eliminatorias de la Conmebol -que culminarán en octubre- y jugará con el quinto, en cotejos de ida y vuelta, en noviembre próximo. El de ida el 6 en Oceanía y el de vuelta el 14 en Sudamérica.

 




Deja un comentario