Karina La princesita contó que fue víctima de la presión social

99

Karina La princesita asistió por medio de videollamada al programa que conduce Ángel de Brito para contar algunos detalles del Cantando que se aproxima. Pero el periodista aprovechó para consultarle sobre el video que publicó recientemente Oriana Sabatini. Karina La princesita contó que fue víctima de la presión social

En el mismo se mostró al natural, y cuenta que sufrió mucho por la apariencia, incluyendo enfermedades alimenticias. En ese momento, de Brito habló sobre los trastornos que vivió Sabatini durante diez largo años.

“Y me acuerdo que vos esto lo contaste en muchas notas, inclusive en el Bailando que en algún momento también lo hiciste, el tema. Es un peso muy fuerte que tienen muchas mujeres, y sobretodo muchas del medio, ¿no? La comparación, lo que te dicen…”.

La princesita recordó que una de las razones para no aceptar la propuesta de participar en el Bailando del año 2008 fue precisamente el tema del peso.

Por eso yo siempre hablo de un tema personal por el cual acepté el Bailando el año pasado, y era como esto, con romper esto de los miedos que yo tengo por las cosas que se dicen”.

Vea también: Guillermina Valdes se quebró hasta el llanto por un video que vio

Karina La princesita reveló que tener una hija adolescente la ayudó a superar sus miedos

La cantante después agregó que a ella es la que más le dicen gorda. Además, de un montón de cosas que en su momento le afectaron bastante. Luego de que su hija ya es una adolescente hizo que no le importara nada. Posteriormente, Ángel de Brito comentó al respecto.

“Claro, te cambió el chip. Pero cuando no tenías esa hija adolescente y cuando recién estabas empezando una carrera, todo este exterior te bloqueaba para hacer lo que tenías ganas en realidad. Como decías recién, lo del Bailando, por ejemplo”.

Karina La princesita manifestó que estar constantemente del peso genera mucha inseguridad. Igualmente hace que la persona no se acepte tal y como es. Por supuesto eso la llevó a rechazar muchas propuestas laborales.