Incremento de enfermedades crónicas preocupa a la OMS

680

41 millones de personas mueren anualmente de enfermedades crónicas. Según un reporte de la Organización Mundial de la Salud, países y  diversas organizaciones deben establecer políticas de atención.

La preocupación surge debido al incremento de estas patologías, que acaban con la viuda de personas entre los 30 y 70 años. Destacan que las políticas preventivas, son esenciales para establecer cambios que generen una sociedad más saludable.

La OMS, detalla que las principales enfermedades crónicas son la diabetes, el cáncer, enfermedades pulmonares y cardíacas. Las mismas son consideradas las cuatro principales causas de muerte en el mundo.

Metas saludables para el 2030

Desde la OMS, certifican que las enfermedades crónicas se han descontrolado en los últimos tiempos. Mencionan que deben ser los gobiernos a través de instrumentos legales y ciertas políticas, responsables del cuidado de la salud.

En The Lancet, importante revista médica, resaltan además que las enfermedades mentales son un problema a considerar. Sostienen que al menos 90% de los suicidios, son consecuencia de enfermedades mentales. Exhortan a las familias a brindar el apoyo necesario y acudir a expertos en busca de medicación.

Los especialistas sostienen que enfermedades como la diabetes y el cáncer, son prevenibles si se atienden a tiempo. Manifiestan que entre políticas de acción, pueden implementarse programas de ejercicio, nutrición y salud. Este es uno de los pilares para la construcción de una sociedad más saludable, como meta en el año 2.030.

En el caso de la diabetes, cuarta causa de muerte en el mundo, se adelantan diversas acciones. Varios países se han enfocado en la reducción del consumo de azúcares y conservantes. Esto con el objetivo de impulsar una nutrición saludable en los más pequeños de casa.  Con relación a la obesidad, existen diversos programas de acción, pero queda un largo camino.

Por ello, la organización expresa que la concientización es la forma para lograr estos objetivos. Señalan que existe gran desinformación en el mundo, sobre la aparición de enfermedades y formas de prevenirlas.

En el caso de la obesidad, la OMS sostiene que a través de políticas nutricionales se puede minimizar la mala nutrición. De modo que invitan a las naciones a asumir el compromiso de formar un futuro con menos enfermedades.




Deja un comentario