Musical “La Desgracia” se presenta con gran éxito en el Galpón de Guevara

101

El Galpón de Guevara, es el lugar en el que derrochan su talento los actores del fiscal “La Desgracia”. Todos los lunes a las 21:00 horas, audiencia, no podrá parar de reír, con una historia llena de ocurrencias. Los tickets para disfrutar de esta interesante propuesta, pueden adquirirse a través del portal de Alternativa Teatral.

 

2017, fue definitivamente una temporada de éxitos, los cuales prometen revivirse este año con “La Desgracia”.  Con letra, coreografía y dirección de Juan Martín Delgado, se presenta esta refrescante musical. Para darle el toque perfecto, cuenta con música original y dirección de Francisco Martínez Castro.

Sus actores, transmiten a través del baile y el canto, un sin fin de sensaciones. La risa, es el elemento catártico, para contar una interesante historia. La pieza es definitivamente un imperdible, por lo que todo amante del teatro, debe acercarse a verla.

Un elenco que hace de las suyas

Andrea Lovera, Mariano Condoluci, Belén Ucar y Patricio Witis. En el ensamble Lula Rosenthal, Nahuel Adhami, Sol Bardi, Lucas Noacco, Chechu Vargas, Juan Fonsalido, Antonella Fittipaldi, y Evelyn Basile, conforman este excelente elenco. Les acompañan en la banda acústica Francisco Castro, Rodrigo Martínez Castro, Luis Aragona, Nicolás Roldán, Leandro Biera, Tomás Martin y Andrés Liendre.

 

Reír por no llorar

A Terranova llega una enfermedad fulminante. Sólo el médico del pueblo podría ayudarles, pero es asesinado en su consultorio. De modo que el terror es el sentimiento colectivo de sus habitantes. Temen morir de la penosa enfermedad y quieren saber quien mató al médico. Sólo tres personas son sospechosas de darle muerte, en la trama se averiguan las razones. Un interesante viaje por una trama llena de ocurrencias y música.

“La Desgracias”, es una muestra del teatro del bueno. Una alternativa para comenzar la semana llena de buenas vibras. La pieza promete sacar del diario vivir a la audiencia y adentrarlo en la divertida historia, en el Galpón de Guevara.




Deja un comentario